La lucha olímpica analizada desde una óptica argentina

Por AIPS América

26 de octubre de 2011

Fernando Iglesias (der.) uno de los cuatro medallistas de Argentina en lucha olímpica en los Juegos Panamericanos, junto a los demás integrantes del podio.

Terminó la Lucha Olímpica en los Juegos Panamericanos de Guadalajara, ahora llegó el momento de analizar cuál es el nuevo escenario en América, los resultados obtenidos por la Argentina y realizar las reflexiones emergentes. En el cuadro de Rio 2007 no figuró la Argentina, fueron 9 oros para Cuba, 6 de Estados Unidos, 2 de Canadá y 1 de Colombia. En esa ocasión la cantidad total de medallas obtenidas fueron 17 para Estados Unidos, 14 de Cuba y 12 de Venezuela que con esa cantidad de medallas a pesar de no haber obtenido oros se podía visualizar como potencial contrincante a disputar los oros en el futuro.

Por Carlos Alberto Vario – carlosvario@gmail.com

En cuanto al contexto americano comparando y considerando únicamente resultados de los dos medalleros (Río 2007 y Guadalajara 2011) podemos sin lugar a ninguna duda afirmar que Cuba actualmente es la máxima potencia americana seguida por los Estados Unidos.

Cuba saco el  50 % de las medallas de oro  (9), Estados Unidos un 25 % (+ o -) (5) las restantes 4 medallas de oro se las llevaron Canadá, Republica Dominicana, Puerto Rico y Venezuela,

Es evidente el crecimiento de Venezuela y Republica Dominicana. Canadá y Colombia mantienen su nivel. En la Argentina se evidencia una mejora. Llama la atención la escasa presencia de Perú y los magros resultados de México considerando que fue local y contó casi con equipo completo.

En estos juegos la lucha Argentina muestra mejores resultados. En los últimos 20 años nunca había logrado podio en Juegos Panamericanos y en Guadalajara logró 4 medallas de bronce.

Las razones de este resultado se pueden atribuir entre otras cosas a algunos cambios realizados en la organización deportiva del país que están produciendo un efecto positivo y se puede ver reflejados en la mejora general que se ve a nivel de todos los deportes comparando el medallero general de Río 2007.

En este punto quiero dejar constancia del esfuerzo y apoyo de las familias y allegados de nuestros luchadores/as ya que estos fueron muy significativos.

Hace un tiempo se creo un nuevo organismo llamado ENARD (Ente Nacional de Alto Rendimiento Deportivo) que se produce gracias a la decisión politica del Poder Ejecutivo Nacional y al cambio de autoridades y orientación en el Comité Olímpico Argentino, este nuevo ente está conformado por autoridades de la Secretaria de Deportes de la Nación y el COA.

La particularidad y gran ventaja que tiene el ENARD es su independencia de los organismos oficiales para administrar y gestionar, tiene recursos genuimos a partir de un porcentaje del uso de telefonía celular. Esto permitió que todos los deportes, la lucha entre ellos, puedan adquirir bastante experiencia en confrontaciones internacionales, campos de entrenamientos en la Argentina como en el exterior, previos a los Juegos y seguramente se seguirá con las mismas posibilidades rumbo a Londres 2012.

Otra gran ayuda es disponer del Cenard (Centro Nacional de Alto Rendimiento Deportivo) que depende de la Secretaria de Deportes de la Nación, con instalaciones y entrenadores acorde a los objetivos que se persiguen.

Ahora bien, este nuevo panorama detallado en los párrafos anteriores y el resultado en los juegos que es muy valorable, no me puede llevar a distorsionar el contexto y nuestra realidad, ¿Estamos mejor?, digamos que si, eso no quiere decir que estemos bien. En la lucha argentina seguimos teniendo problemas estructurales, cuantitativos y cualitativos.

En los Juegos Panamericanos al igual que en los Juegos Olímpicos se compite en 3 estilos de lucha. En la rama masculina están las luchas greco romana y libre con 7 categorías cada una. En la rama femenina está la lucha libre con 4 categorías más o sea que hay en juego un total de 18 categorías que implican 18 medallas de oro, 18 de plata y 36 de bronce.

No me cabe la menor duda que la lucha Argentina fue con lo que tiene y se hizo lo mejor posible, lo que pasa es que no hay mucho mas que eso y es alli donde radican nuestros males, no sembramos, no regamos, no multiplicamos, solo tenemos un pequeño huerto y eso es muy precario,  lo que necesitamos es un gran campo sembrado y cuidado a lo largo y ancho de toda su extensión.

Creo que estamos en un punto de inflexión en donde a partir de la demostración que se pueden obtener mejores resultados, llegó el momento de dejar de hacer solamente lo urgente, hay que comenzar a hacer lo importante que también detalle en los párrafos anteriores, los que tienen el poder solo tienen que tomar la decisión de hacerlo.

Artículos relacionados

Así es la revolucionaria pista de los récords de París 2024

Así es la revolucionaria pista de los récords de París 2024

Carl Lewis y Eliud Kipchoge visitaron en persona la nueva instalación XAVIER GONZÁLVEZ-AMAT Barcelona El gran símbolo de los Juegos Olímpicos de París 2024 ya luce en el Estadio de Francia y lo hace con unos colores nunca vistos. La organización presentó la...

Previous Next
Close
Test Caption
Test Description goes like this